Todo sobre el
BALÓN GÁSTRICO.

Conoce toda la información necesaria sobre esta intervención, precio del balón gástrico, ¿Lo cubre la seguridad social?

 

Un balón gástrico es una técnica ideal para perder peso de manera segura y natural, lo mejor de todo sin cirugías y tratamientos tediosos. El balón gástrico ayuda a hacer un proceso mucho más rápido, para mejorar nuestra salud, aspecto y forma física, por ello, es crucial adoptar métodos saludables.

Hay que desmentir cuando se dice que no se debe realizar ejercicio físico con el balón gástrico, al contrario, pueden realizar deporte con balón gástrico sin inconvenientes, además es lo más recomendable para poder aprovechar los beneficios que aporta. Jugar al fútbol con balón gástrico es posible.

Debemos tomar el balón gástrico como un compañero que nos dará aquel empujón que faltaba para conseguir nuestro peso ideal y saludable, todo de forma natural y sin perjudicar tu bienestar o felicidad. Si quieres adelgazar, de tu parte debes poner, no existe la pérdida de peso sin esfuerzo alguno, así que debes cambiar tus hábitos alimenticios para tener un estilo de vida único y feliz.

¡El ejercicio físico juega un papel fundamental! En el antes, durante y después del balón gástrico se debe continuar con algunos hábitos implementados por profesionales según lo que debes seguir, has de este proceso solo tuyo y disfruta al máximo lo que viene.

¿Correr con un balón gástrico?

El balón gástrico es implementado en personas que llevan tiempo intentando bajar de peso y se les ha complicado, para ello, esta técnica puede ser el remedio ideal para acabar con el sobrepeso y la obesidad en tan solo algunos meses ¿lo mejor de todo? No necesitarás intervención quirúrgica.

Seguramente tu deporte favorito para bajar de peso está esperando por ti y tú te preguntarás ¿puedo jugar al pádel con balón gástrico? Bien, nos entusiasma las ganas que tienes por continuar un estilo de vida saludable y entretenido, así que nosotros te explicaremos lo que debes cumplir para empezar a correr con un balón gástrico.

Realmente, esta técnica no tiene ningún tipo de riesgo e inconveniente, pero debemos recordar que algo nuevo ha entrado en nuestro estómago y nuestra vida, así que debemos seguir ciertos procesos para continuar con un estilo de vida normal.

Ahora bien, el balón gástrico consiste en la introducción endoscópica en el estómago de un globo suave que estará flotando en la cavidad gástrica, asimismo, te hará sentir plenitud y saciedad, lo que facilita el seguimiento de una programación nutricional establecida.

El ejercicio físico es fundamental, incluso es un requisito para conseguir la pérdida de peso que deseamos en un plazo determinado con éxito. Sin embargo, para empezar a hacer deporte con balón gástrico, se debe mantener cierta recuperación, para evitar lesiones o alguna complicación.

  • Las primeras 24 horas se debe mantener en reposo y correcta hidratación, el agua será nuestra aliada para el resto de nuestras vidas, así que siempre hay que mantenerse hidratado, sobre todo con la intervención de un balón gástrico.
  • Luego que hayan pasado 48 o 72 horas, el paciente podrá empezar a caminar lento. Cabe destacar que no se puede levantar pesos, o evitarlo, tampoco realizar actividades que aumenten la tensión y presión abdominal, todo debe ser paso a paso.
  • Muy bien, una vez hayas alcanzado las 2 semanas, se puede aumentar la intensidad de la caminata. Puedes salir a caminar unas 5 veces al día, en un lugar que no corras riesgos de resbalar y caer, así aumentar la intensidad según lo que tolere el paciente. Si realizas 10 sesiones, podrás completar una rutina entera de 30 minutos.

Las pulsaciones, el sudor y la respiración pueden ser resultado de la intensidad que sea indicada. Una vez el paciente pueda realizar los 30 minutos de caminata seguidos, se puede reducir la rutina a dos veces por día. nosotros recomendamos la caminata con cinta o bicicleta estática.

  • Cuando el paciente ya cumple las 5 o 6 semanas con el balón gástrico sin detener los ejercicios físicos moderados, podrá incluir en su rutina ejercicios de resistencia, así como abdominales. Es importante iniciar con poco peso e ir incrementando según la capacidad del paciente y su progreso. Además, se debe cambiar de rutina cada 8 semanas.

¡Excelente! Podrás empezar a jugar baloncesto con balón gástrico en menos tiempo de lo que esperabas. Se requiere de dedicación, paciencia y determinación para lograr todo lo que queremos en poco tiempo, además, debes disfrutar todo el proceso para sentirte feliz y pleno.

Recuerda mantener la hidratación siempre contigo, antes, durante y después de los entrenamientos. Evita por completo bebidas como sodas o azucaradas. Además, debes realizar estiramientos antes de iniciar la actividad y al finalizar otros estiramientos más relajantes.

Si presentas dolor abdominal, náuseas, mareos o sensación de ahogo, se debe detener la actividad física. Para progresar el paciente debe sentirse bien, por eso todo lleva un proceso de adaptación importante.